La historia en breve - Ciro Gómez Leyva

La historia oculta del padre Maciel y los Legionarios de Cristo

Dos años después del escándalo más sórdido en la historia de la Iglesia católica, aquella proliferación de testimonios sobre abuso sexual a menores en Estados Unidos, Europa y América Latina, Grijalbo-Random House Mondadori edita el que quizá sea el libro más reflexivo sobre los históricos abusos sexuales del padre Marcial Maciel, fundador, superior y guía de los Legionarios de Cristo.

El círculo del poder y la espiral del silencio (La historia oculta del Padre Marcial Maciel y Los Legionarios de Cristo), es un compendio de cinco ensayos de especialistas (coordinados por César Mascareñas) que a la virtud analítica agregan una rigurosa distancia emotiva. Por ello, este quizá sea también el trabajo más sosegado sobre un asunto que, bien dice uno de los autores, desemboca inexorablemente en un duelo que conmina a quienes escuchan las versiones a otorgar crédito a una de las partes.

El libro incluye, además, la memorable carta al Papa Juan Pablo Segundo, redactada y enviada en noviembre de 1997 por ocho de las víctimas del padre Maciel, y publicada entonces (cuando hacerlo era tentar el boicot comercial) en MILENIO Semanal, gracias al arrojo de Federico Arreola. Sobre la historia de esa carta nos ocuparemos pasado mañana.

¿Por qué salieron a la luz pública las denuncias contra Marcial Maciel? ¿Qué provocó que se rompiera ese perverso manto de ocultamiento? ¿Por qué las víctimas callaron durante cuatro décadas? ¿Por qué El Vaticano ha defendido a ultranza a los Legionarios de Cristo, al punto de preparar el terreno para la canonización del padre Maciel?

Son preguntas que obtienen sólidas respuestas en los ensayos del especialista en movimientos católicos en México, Fernando M. González (“La leyenda fundacional de los Legionarios de Cristo”); la antropóloga de los abusos sexuales, Paloma Escalante (“Cuando las víctimas callan: respuestas al abuso sexual por líderes religiosos”); el autor de 12 libros sobre movimientos religiosos contemporáneos y derechos humanos, Jorge Erdely (“Los Legionarios de Cristo en la estrategia geopolítica del Vaticano para Latinoamérica”); el periodista que en 1997 trajo el tema a México, Salvador Guerrero Chiprés (“La espiral del silencio: el príncipe Marcial Maciel”); y el legendario estudioso de asuntos religiosos, Elio Masferrer (“Crisis de credibilidad: sexo, poder y sacerdocio”).

Un libro al que imperdonablemente le hace falta un índice onomástico que ordene tanto nombre suelto en esta historia, pero que enriquece significativamente la joven bibliografía (La prodigiosa aventura de los Legionarios de Cristo, de Alfonso Torres, 2001; Los Legionarios de Cristo, de José Martínez de Velasco, 2002; El Legionario, de Alejandro Espinosa, 2003) que, poco a poco, va perfeccionando la documentación de estos dramáticos capítulos de dolor e impunidad.

De particular interés me resultó el texto de Fernando M. González, quien en forma magnífica entreteje párrafos de la historia oficial de Maciel con hipótesis y relatos sombríos, y que al final, desafiante, pone en duda que algunos programas de televisión, algunos artículos y reportajes en la prensa, hayan acabado con el silencio medroso y cómplice que por más de medio siglo permitió que Marcial Maciel durmiera tranquilo.

Mañana: ¿Duerme tranquilo el padre Maciel?


Ciro Gómez Leyva

Milenio Diario,  26-May-04